Inicio |  Foro | HistoriaCatálogo / ReviewsDosieres | Glosario | EntrevistasLista de precios | EnlacesCréditos 





Football Frenzy
Género Deportivo
Número de fases 3 campeonatos
Niveles de dificultad AES 4
Jugadores 1 - 2
Continues AES 4
Duración de la partida -
Memory Card
Trucos No


En enero de 1992, SNK sorprende a propios y extraños con un título que acabó teniendo un enorme éxito en EEUU, país con una gran afición a este deporte, ofreciendo al jugador unos partidos de rugby con el toque que sólo los de Osaka sabían dar. Su apartado técnico de gran calidad y su jugabilidad directa típica de un arcade, hicieron de este título algo especial, aunque tuvo poco éxito fuera del continente americano, considerándose el rugby como un deporte minoritario fuera de sus fronteras y por tanto, con pocas probabilidades de ser interesante para jugadores de otros países.






Simplemente soberbios, pues cumple ampliamente el objetivo de mantener una digna ambientación desde el principio hasta el final. Lo tiene todo, unos sprites con un tamaño acertado, muy detallados y con unas animaciones francamente bien hechas, suaves y realistas. Además contaremos con acercamientos de cámara en momentos importantes como al marcar un touchdown, momento en el que veremos a los jugadores desde un plano más cerrado, apareciendo numerosos detalles.

Los escenarios, a pesar de no tener variaciones, mantienen el nivel de detalle visto en los sprites y no nos dará la sensación de estar jugando en un terreno de juego en cierto modo monótono, pues cada parte del mismo muestra todos los detalles que son necesarios para conseguir una experiencia a la altura, dando como resultado una localización sólida, suficiente teniendo en cuenta el género que nos ocupa.

El hud es muy claro y continuamente estaremos informados de las jugadas realizadas, así como de los acontecimientos más relevantes, a veces acompañados por ilustraciones que ensalzan momentos destacables como los touchdowns.









La música en Football Frenzy es muy animada, pues se han escogido con acierto unas melodías rápidas y bastante pegadizas. La música que se escucha en determinadas situaciones, como al hacer un touchdown, nos hará sentir sencillamente que somos el jugador de rugby con más talento.

Los efectos de sonido por otra parte, a pesar de que no están mal, deberían haberse trabajado un poco más. En general son aceptables, pero existen algunos fallos concretos que le restan calidad al conjunto sonoro, destacando el casi silencio que existe cuando conseguimos derribar al poseedor del balón, siendo una jugada importante pero que parece pasar desapercibida al no trasmitir nada especial. Aún así nos guarda otros aspectos positivos como las voces, en un claro inglés.




   


Siendo deportivo, es de los pocos que utiliza todos los botones durante la partida. En ataque, el botón sirve para lanzar el balón, y pulsándolo rápido, permite que nuestro jugador corra más rápido y pueda de este modo esquivar placajes de forma más fácil. Los botones , y representan a nuestros corredores y receptores, así que una vez el balón está en el aire, presionando alguno de estos botones podremos pasarla al jugador designado. Aparecerá una letra correspondiente encima de cada jugador antes del saque, de manera que podamos conocer nuestras opciones. En defensa, el botón nos hace correr más rápido y de acuerdo con el manual, tendremos un mayor poder de placaje. El botón nos deja elegir qué tipo de defensa queremos tener (apoyador, esquinero...). Sin embargo, a diferencia de otros juegos de fútbol americano, aquí podemos cambiar a los jugadores defensivos incluso una vez hayamos comenzado el partido. Pulsando el botón lanzamos el balón al defensa que esté más cercano al poseedor del balón, y al parecer, pulsando repetidamente el botón podemos conseguir un mayor índice de hacer un placaje al portador del balón (no con el ). Los botones y no tienen ninguna función en defensa.

En general los controles son buenos, aunque tienen una mayor precisión en ataque que en defensa. En este segundo caso, el control puede llegar a ser algo frustrante, ya que a veces cuesta placar al poseedor del balón, no siendo nada raro sorprendernos haciendo un círculo alrededor suyo, sin conseguir detenerlo.





Al inicio de la partida nos encontramos con 10 equipos fictícios diferentes: Bullets, Bisons, Cobras, Hit Men, Pitbulls, Rhinos, Crushers, Vipers, Wolves, y Scuds (parece que “Bisons” es un error gramatical ya que su plural se escribe tal cual, “Bison”). Cada uno de ellos tiene su propio emblema y en cuanto a su juego, es importante tener en cuenta que tendrán sus propias estadísticas en cuanto a habilidad de placaje, velocidad... aunque eso si, una cosa es lo que dice el manual de usuario, y otra muy distinta la realidad, puesto que una vez en el terreno de juego, realmente no se notan diferencias entre ellos, incluso si seleccionamos a los Crushers, los cuales se suponen que son los más rápidos.

En ataque, seleccionaremos nuestra jugada. Cada equipo tiene 8 jugadas diferentes de carrera (Run Play), 8 de pase (Pass Play) y dos de lanzamiento(Punt o Goal Kick). Cuando nos situamos sobre una jugada, aparecerá un esquema en el cual se indicará qué rutas van a seguir nuestros jugadores, de manera que podamos decidir cuál será nuestro próximo movimiento. No podremos seleccionar ninguna jugada de defensa. En su lugar nos situaremos en una de varias formaciones defensivas aparentemente al azar, de manera que al poder cambiar la defensa una vez ha comenzado el juego, equilibraremos esa ausencia de la posibilidad de elegir una jugada defensiva.

En el modo 1 Player, tras seleccionar a nuestro equipo, se nos preguntará por la dificultad y el límite de tiempo de cada parte del encuentro. En un principio entramos en el torneo “8-game playoffs”, y acabaremos jugando la SNK Super Bowl, de manera que en esencia nuestra temporada la forman tres juegos, asumiendo que vayamos ganando cada vez. Entre el primer y segundo juego, nos preguntarán si queremos ver los demás partidos del playoff, así que si seleccionamos “yes”, deberemos tener en cuenta que nos veremos obligados a ver el juego entero. Si seleccionamos “no”, tan solo veremos al equipo ganador del encuentro.



Podremos guardar la partida en la memory card al final de cada cuarto, de manera que podremos apagar la consola y seguir en otro momento. Para cada uno de los tres juegos, el playbook de nuestro equipo cambiará, forzándonos a cambiar nuestro estilo de juego para cada partido. La dificultad irá en aumento siempre teniendo en cuenta el nivel que escogimos. Dicho incremento se verá reflejado en que derrotar a los equipos será cada vez más complicado. Por último, tener en cuenta que en el modo un jugador, siempre empezaremos el partido en posición de ataque.

En el modo 2 Player VS, cada jugador seleccionará su equipo, seguido de un lanzamiento de moneda que determinará quién empieza en ataque y quién en defensa. Un detalle que se añade en este modo de juego es que nuestro playbook cambiará durante el partido en curso, en lugar de permanecer inmóvil durante el partido entero. Por ejemplo, no podremos tener acceso a la jugada “Quarterback Sneak” en nuestro playbool cuando comenzamos nuestro ataque, pero cuando lleguemos dentro del 5, esa jugada aparecerá y sustituirá a una de nuestras jugadas de carrera. Tras los cuatro cuartos, el equipo que anote más puntos será el ganador. No existe tiempo de descuento en este modo de juego, de manera que si empatamos, el partido quedará en empate y ninguno de los dos pasará al modo 1 Player, así que en esencia es como si perdieran ambos equipos.





Es un título dirigido a un público muy concreto, pues al margen de todo aquel aficionado al rugby, el resto de jugadores podrán encontrarlo difícil de entender, difícil de dominar y por tanto, a priori no disfrutarán de todo lo que Football Frenzy ofrece.

Sin embargo por poco que nos resulte curioso el título, aconsejamos ponernos a los mandos y jugar unas primeras partidas de iniciación, será cuando nos demos cuenta de que a pesar de ser un deporte no demasiado popular, sigue siendo un título arcade, caracterizado por una sencillez y accesibilidad que hace que la acción sea más directa que si estuviéramos ante un simulador, mucho más engorroso y complicado de dominar.

Una vez conseguido ese cierto dominio, es cuando se abrirán las puertas a la diversión, y si queremos “escapar” de tanta lucha o shooters, acabaremos acudiendo a él con frecuencia. No en vano es único en el catálogo, vale la pena dar ese primer paso y probarlo.







Lo Mejor  

- Apartado técnico a la altura.
- Único en el catálogo.

Lo Peor  

- La imprecisión en los controles cuando defendemos.

Alternativas  

No existen más alternativas a este título de rugby, de manera que si quisiéramos jugar a algún otro deportivo dentro del catálogo, deberíamos acudir al género del fútbol o la conducción, entre otros.


     


No disponibles.


  Subir
 
Inicio |  Foro | HistoriaCatálogo / ReviewsDosieres | Glosario | EntrevistasLista de precios | EnlacesCréditos